La ruta del turismo espiritual

20 Mar, 2018

Semana Santa 2018: Lugares que conectan / En busca del descanso pleno.

Semana Santa 2018:

Más allá de un recorrido por las distintas actividades para conmemorar Semana Santa este año, quisimos organizar un viaje hasta lugares donde podrás conectarte con lo espiritual, contemplativo y natural, y también conocer qué hay de nuevo con el turismo de sanación en la zona central de Chile.

Nada mejor para el espíritu que conectarse con la tierra y lo ancestral, por eso quisimos regalarte en Semana Santa una ruta para recorrer los santuarios naturales más exquisitos de la zona central, partiendo por la Región de Valparaíso, donde está uno de los dos bosques de Palmas Chilenas que sobreviven en la actualidad.

Ubicado a 110 kilómetros de Santiago (con 12 kilómetros de camino de ripio), para llegar al Parque Nacional La Campana es necesario pagar un peaje en la carretera y el costo de la entrada que no sobrepasa los $2.300. Podrás alojarte en camping aquí, para lo que te recomendamos llegar con provisiones, pues no existe comercio tan cercano.

Junto con ir hasta el conjunto de Palmas Chilenas, el Palmar de Ocoa, la otra cosa que no puedes dejar de hacer en este lugar es visitar, a eso de mil metros de altitud, el frondoso bosque nativo de la especie Roble de Santiago, ubicado exactamente en las laderas sur de los cerros La Campana (1.828 metros) y El Roble (2.222 metros). Simplemente bellísimo, sobre todo en esta época del año.

Si quieres recorrer más, entonces te recomendamos llegar hasta el sector Granizo del parque, ubicado al sur de éste, donde una vez hayas dado aviso al guardaparques de tu ascenso, podrás andar hasta 7 kilómetros por los faldeos del cerro La Campana, respirar el aire más puro y gozar de espectaculares vistas.

A 73 kilómetros de La Campana está el pueblo de Catemu, un polo de terapias alternativas y donde podrás visitar sitios como la Finca Ecológica Eka Chakra para realizar yoga y actividades al aire libre.

Aventura y naturaleza en un mismo lugar

En la precordillera de Santiago, exactamente en la comuna de La Reina, se encuentra el Parque Mahuida, con 160 hectáreas de senderos, sitios de picnic y entretenidas instalaciones como la Granja Aventura, con pedagógicos juegos para niños, la famosa pista de trineo Rodelbahn, o el Vértigo Park, donde es posible practicar canopy, swing y paintball.

Es, sin duda, un lugar para visitar más de una vez. De hecho, todos los meses, son cerca de 25 mil personas quienes llegan hasta aquí para darle de comer a los animales de la granja, pasear a caballo, sentir la adrenalina del canopy o, simplemente, contemplar el bosque esclerófilo mediante el kilómetro de extensión que tiene la pista de trineo del Mahuida, única en Sudamérica.

Abierto de martes a domingo, además de los días festivos, los peatones que quieren ingresar al parque deben pagar $500, mientras que el valor por automóvil es de $1.750 y la zona de picnic de $15.000 para diez personas. La entrada a Granja Aventura es de $6.900 durante el fin de semana, y los valores por persona para usar el trineo, swing y canopy es de $5.000, $9.000 y $12.000, respectivamente.

Todo el mundo está hablando del Templo Bahá'í, así que no dudes en visitarlo; se encuentra a solo 8,5 kilómetros del parque Mahuida. Además de la vista, su construcción resulta un imperdible considerando que tomó seis años y goza de una increíble explicación.

Caminar hasta el Monumento Natural El Morado y terminar en las Termas de Colina

Cómo no gozar de las bondades de la montaña, sobre todo considerando que estamos tan cerca de ella. A 90 kilómetros de Santiago, visitar el imponente Cajón del Maipo resulta una gran alternativa, mejor si es durante el otoño cuando el frío aún no es tan drástico y los calores ya no están tan fuertes.

En este lugar hay tantas posibilidades de excursiones como reservas nacionales, santuarios y monumentos naturales como El Morado, donde con una extensión de 3.000 hectáreas se puede disfrutar ampliamente la zona cordillerana a través del trekking y la observación de la flora y fauna.

Si bien en El Morado no se puede acampar (si en el Cajón del Maipo y sus alrededores), lo más recomendado es hacer el sendero Camino al Ventisquero de 8 kilómetros, que pasa exactamente por los tres sectores de este lugar que son, a la vez, atractivos del mismo: Aguas Panimávidas, Laguna El Morado y, finalmente, la lengua del glaciar San Francisco, que dio forma a la microcuenca del río Morales.

A solo 13 kilómetros de aquí, se encuentra el Hotel Termas de Colina que regala una espléndida vista a las cumbres nevadas y, además, enlaza con nueve pozones naturales al aire libre y de aguas con una temperatura que va de los 22 a 60 ºC. Reserva al +56229852609.